CFD

La CFD es una célula con un diseño personalizado, adaptada a las necesidades particulares de la industria de la automoción. Su uso principal está destinado a la inspección de vehículos, concretamente a control de la amortiguación.

Esta célula trabaja a flexión, con elemento de sensor a flexión o cortadura. Su diseño abarca cargas nominales que cubren entre 500 y 3000 kg.

Características principales

Información adicional

Otras aplicaciones

Inspección técnica vehículos

Tipo de producto

Célula de carga

Forma de trabajo

Flexión

Carga Nominal kg

1000, 1500, 2000, 3000, 500

Índice de protección

IP67

Documentación y descargas

Productos relacionados

También te recomendamos…